Career & Education, The Project Manager Blog

10 consejos de etiqueta de oficina para jurar por


La etiqueta de la oficina puede sonar como un concepto pasado de moda, y quizás lo sea, pero eso no significa que esté anticuado. Los buenos modales tienen un propósito. Proporcionan una hoja de ruta social y fomentan una cultura de respeto donde las personas en el trabajo pueden llevarse mejor.

Por supuesto, nadie va a negar o sacrificar el resultado final. La rentabilidad respalda el éxito y la viabilidad continua de cualquier empresa. Sin embargo, las personas son el motor que impulsa ese éxito, y el impacto de una persona se mide por lo que produce y cómo lo produjo. ¿Por qué es eso importante? Ser civilizado el uno con el otro reduce el estrés en lo que ya es un ambiente estresante y, por lo tanto, la etiqueta de la oficina crea un equipo para una mejor colaboración y productividad.

En este punto, podría estar pensando, "¿Qué hay para mí?" Si adopta una buena etiqueta de oficina, la gente querrá trabajar con usted, lo ayudará a ascender en la escala corporativa o se volverá atractivo para los reclutadores. Su valor para la organización aumenta, lo que también puede significar más salario, beneficios y autonomía.

Según la coach de carrera Jenn DeWall, una buena etiqueta en la oficina conduce a una mejor red de contactos y relaciones de alta calidad en el trabajo, todo lo cual mejora su capacidad para avanzar en tu carrera Si puede demostrar que su trabajo no solo ha ayudado a la organización, sino que su actitud y actitud lo han convertido en alguien que eleva la moral y motiva a las personas a trabajar mejor juntas, entonces su avance profesional está asegurado. Por lo tanto, limpie su etiqueta de oficina y refuerce su carrera con los siguientes 10 consejos.

1. Di no a la contaminación acústica

No tirarías la basura al suelo ni tirarías tu almuerzo sin comer sobre el escritorio de tu compañero de trabajo. Todos hemos crecido escuchando y viendo todos esos anuncios de servicio público de "No contaminar" para saberlo. Pero no como muchos de nosotros somos tan conscientes de cómo podemos destruir auditivamente nuestro medio ambiente. El ruido es un problema en todas partes, pero también lo es en la oficina, donde se necesita concentración para concentrarse en la tarea en cuestión.

Piense en su teléfono y sus notificaciones constantes o llamadas personales durante el trabajo. Una solución simple para eso es mantener su teléfono en vibración. La gente trabaja de manera diferente, por supuesto. A algunos les gusta la música o la radio, mientras que a otros les distraen. Si eres uno de los primeros, entonces consigue unos auriculares para mantener contentos a los últimos. Pero tenga en cuenta que los auriculares son como una señal de "no molestar", a veces son apropiados en un entorno de trabajo, a veces no lo son. Sea consciente de eso.

Relacionados: Consejos para la etiqueta del teléfono para llamadas de negocios exitosas

2. Sea respetuoso

Es sorprendente cuántos de nosotros necesitamos este recordatorio. El trabajo es un ambiente profesional; por lo general hay una jerarquía y el miedo a perder el trabajo, que combinados ayudan a establecer un tono en la forma en que nos tratamos unos a otros. Pero el trabajo también es estresante, y las personas manejan esa tensión de todas las maneras posibles. Algunos se retiran a sí mismos y parecen distantes y desconectados. Otros arremeten, lo que crea conflicto y aumenta el nivel de estrés. Ninguna de estas respuestas es aceptable, y ciertamente no facilitan la colaboración.

¿Quién quiere lidiar con toda esa ira, ya sea pasiva o no? Una buena regla es la regla de oro: haz a los demás como te gustaría que te deshicieran. Tratar a los superiores, subordinados, compañeros de trabajo e incluso a los compañeros de trabajo perezosos de manera igual y respetuosa. Trabajarán mejor y usted también.

3. Watch Your Body Language

Hablas con más que simples palabras; piensa en lo fácil que es malinterpretar el tono en un correo electrónico. La verdad es que nos comunicamos a través de muchos sentidos. Lo que decimos es como los huesos de una conversación, pero nuestro lenguaje corporal es la carne y la sangre que lo anima.

Por lo tanto, ten en cuenta tu lenguaje corporal. Eso significa mirar a la gente a los ojos cuando les hablas. Cruzar los brazos a menudo se considera grosero, ya que implica que no estás escuchando o que no te tomas en serio lo que estás escuchando. Haz lo que puedas para ser un mejor oyente.

4. Interésese en los demás

No es un robot que simplemente realiza sus tareas mecánicamente hasta que suena el silbato de cierre (al menos no todavía). Cualquier espacio de trabajo está formado por personas que deben interactuar y ayudarse mutuamente para tener éxito y alcanzar los objetivos de la empresa. Pero tomamos descansos, comemos e incluso socializamos.

Relacionado: 10 maneras de hacer que valga la pena tomar el almuerzo

Es durante estos tiempos de inactividad que la gente se recarga y regresa para trabajar con más energía. Es una parte importante de cualquier negocio productivo. Entonces, quieres conocer a tus compañeros de trabajo y tener relaciones genuinas con ellos. Después de todo, debes pasar horas al día con ellos. No se limite a prestarles atención, esté sinceramente interesado en sus vidas y pasiones. Y comparte el tuyo con ellos.

5. Crédito de acciones

Nadie lo hace todo por sí mismo. Aquellos que dicen que lo hacen son ignorantes o están mintiendo y sufren de prejuicios egoístas. Es la forma más pobre de tomar todo el crédito por un trabajo bien hecho y arrojar a los compañeros de trabajo debajo del autobús cuando algo sale mal. No lo hagas.

Reconoce la participación del grupo, sé uno de los muchos que en su conjunto dieron buenos resultados y, si se cometieron errores, asume la responsabilidad con los demás miembros de tu equipo. Esto se llama ser un jugador de equipo y es lo que construye equipos fuertes. Hace que el trabajo sea un esfuerzo compartido, lo que hace que la oficina sea más aceptable.

6. Ayuda a los demás

No hay nada peor para la moral que una persona que realiza la mayor parte del trabajo y otras que se sientan en torno a sus pulgares. Prestar una mano puede significar levantarse de su asiento cuando alguien está sobrecargado o le pide ayuda. Pero ayudar a otros también puede ser mentorear a trabajadores menos experimentados o mostrar las cuerdas a nuevos empleados o pasantes. Piense cuándo fue nuevo en la oficina y cómo algunas reglas podrían haber sido opacas.

Relacionado: Cómo hacer que un nuevo miembro del equipo se sienta bienvenido

7. Sonrisa

Bueno, esto podría ir en contra del grano para algunos. Hay optimistas y hay pesimistas y ninguna posición es correcta ni incorrecta. Son solo la forma en que los individuos miran el mundo. A algunas personas les gusta sonreír, y otras no. Una vez más, no hay nada de malo en eso. Pero en nuestra cultura sonreír es la norma más aceptable. Para muchas personas, ellos y otros se sienten cómodos y crean un ambiente menos tenso. Pruébalo y verás.

8. Llegue a tiempo

El trabajo se trata de horarios, ya sean fechas límite para las tareas o cuando se supone que debe presentarse en la oficina o en una reunión. Si no respetas el tiempo, entonces vas a crear resentimiento en el trabajo. ¿Cómo te sentirías si lucharas cada mañana contra el tráfico para que funcionara a tiempo y luego tus compañeros de trabajo simplemente se pasearan cuando les apetecía? Lo más probable es que levante la vista de su escritorio lleno de papeles y no sea para sonreír.

Lo mismo ocurre cuando se convocan las reuniones. Sí, las reuniones a menudo pueden ser una tarea que desperdicia el tiempo, pero eso no es para que usted decida. Si se llama a una reunión en un momento específico, esté allí en ese momento.

Relacionado: Ideas para la reunión del personal: 7 tácticas creativas que le encantarán a su equipo

9. No se ponga demasiado personal

Esto puede parecer contradictorio con el consejo anterior de "Interésese en los demás", pero en realidad es una cuestión de grado. Quieres ser amigable, pero no quieres ser espeluznante. Respete la privacidad de las personas, y todos tienen una idea diferente de qué tan público o privado quieren estar en un entorno de trabajo.

Esta es otra razón para evitar ser demasiado comprensivo con los compañeros de trabajo, especialmente si está en una posición directiva. Podría hacer que otros piensen que estás jugando a favoritos. Conclusión: es poco profesional.

10. Tener una aparición profesional

Existe la antigua sierra de que cada empleado es un reflejo ambulante de la organización, y eso es cierto. Pero la apariencia va más allá de eso. Significa ser consciente de su higiene personal. No debes oler, ya sea por no bañarte con regularidad o exagerar con perfume o después del afeitado.

La apariencia también significa cómo te vistes, obviamente. Esto depende de la cultura corporativa. Muchas empresas adoptan un atuendo más causal, aunque otras permanecen en el mundo del traje y la corbata. Los pantalones cortos y las sandalias con una camiseta provocativa pueden volar en una empresa más joven, pero te darán una reprimenda si trabajas para servicios financieros.

¿Qué es lo mejor con una buena etiqueta? Buenas herramientas Una vez que haya hecho que el lugar de trabajo sea más agradable, es hora de que su trabajo sea más productivo. ProjectManager.com es un software de gestión de proyectos galardonado que tiene las características que necesita para hacer el trabajo de manera más eficiente. Pruébelo hoy con esta prueba gratuita de 30 días.

Publicaciones relacionadas

  • A medida que la vida empresarial y social se vuelven más informales, existe el peligro de que las comunicaciones profesionales sean menos claras y efectivas.…

  • Como profesionales con objetivos, proyectos para administrar y facturas para pagar, debemos realizar, ya sea el comienzo de …

  • Vinculación de equipos … ¿en serio? ¿No es solo una pérdida de tiempo? Puedes escuchar a tu equipo llorar, "Solo déjanos …

You Might Also Like

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>